Salud Dental Infantil

Erupción dental primaria

La erupción dental es la aparición de los primeros dientes de tu bebé. A partir del sexto mes de vida suelen empezar a formar la primera dentadura “de leche”, sin embargo en ocasiones pueden aparecer antes o después.

Que un diente aparezca antes o después no tiene ningún tipo de influencia en el desarrollo del resto de la dentadura, cada niño cuenta con su propio patrón de aparición de dientes. Sin embargo si al cumplir 14 meses de edad y a tu bebé no le ha erupcionado ningún diente es mejor que consultes con su odontopediatra.

La dentadura suele estar completa entre los dos años y medio y los tres años, formando un total de 20 dientes de leche, 10 en cada arcada dental, (los dientes tienden a aparecer antes en las niñas que en los niños).

Algunos síntomas:

La mayoría de los niños no nota ninguna molestia cuando los dientes comienzan a salir de sus encías. En algunas ocasiones, aunque de forma menos frecuente, puede haber ciertos indicios de que los dientes están saliendo.

Existen algunos síntomas que suelen durar muy poco tiempo y darse de forma muy leve: Irritabilidad, aumento de salivación, rechazo de alimentos, cambios en las encías del bebé, como un ligero enrojecimiento o un engrosamiento; entre otros.

Consejos para aliviar los síntomas del dolor a causa de la erupción dental:

1. Frota las encías de tu bebé con un dedo limpio, de forma suave pero firme o realiza masajes en la zona con un dedal de silicona, esto puede aliviar la sensación de dolor temporalmente y suelen ser ideales para estos casos.

2. Los mordedores son una opción que nos puede ayudar mucho durante la erupción dental de nuestros pequeños. Son suaves, flexibles, ligeros, con diferentes texturas y diseños que nos ayudarán a masajear las encías generando una sensación de satisfacción en los bebés.

Es importante tener en cuenta algunas indicaciones:

  • Es ideal que el mordedor esté refrigerado unos minutos antes de entregárselo al bebé porque el frío actúa como un anestésico natural produciendo alivio.
  • Lavalo siempre después de cada uso.
  • Utilízalo bajo supervisión de un adulto responsable.
  • Fíjate que sean libres de BPA y de silicona.

3. Si tu bebé ya come alimentos, ofrécele algo que pueda mordisquear, puedes intentar con heladitos de leche materna o frutas. También puedes probar alimentos con la técnica BLW que te ayudará con esta etapa.

Evita EL USO EXCESIVO DE GELES PORQUE ES MALO PARA LA SALUD DE TU BEBÉ. La FDA (Food and Drug Administration) en el 2014 mencionó que los anestésicos que contienen lidocaína o benzocaína pueden producir algunos daños que pueden llegar a ser bastante graves para los chiquitos, además de que el efecto es corto y no muy efectivo.

Evita EL USO EXCESIVO DE GELES PORQUE ES MALO PARA LA SALUD DE TU BEBÉ. La FDA (Food and Drug Administration) en el 2014 mencionó que los anestésicos que contienen lidocaína o benzocaína pueden producir algunos daños que pueden llegar a ser bastante graves para los chiquitos, además de que el efecto es corto y no muy efectivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *